La-Verdadera-Amistad

February 5, 2017

La Verdadera Amistad

Texto: Juan 15:15

Por Sandra Cisneros

“Ya no os llamaré siervos, porque el siervo no sabe lo que hace su Señor, pero os he llamado amigos, porque todas las cosas que oí de mi Padre, os las he dado a conocer”.

A la luz de este pasaje y también porque es el mes de febrero cuando celebramos el dia del amor y la amistad, es quiero compartir con ustedes sobre “La verdadera amistad”.

¿Qué aprendemos de este pasaje? Veamos primeramente lo que dijo Jesús: “Ya no os llamaré siervos, porque el siervo no sabe lo que hace su Señor, pero os he llamado amigos, porque todas las cosas que oí de mi Padre, os las he dado a conocer”.  Este texto nos enseña dos cosas básicas:

  1. Primero, una verdadera amistad no nace de la noche a la mañana, sino que es el resultado de un proceso de madurez donde se invierte tiempo y energía para que dos personas se conozcan mutuamente.
  2. Segundo, solo cuando se comprueba la madurez de esa amistad, es cuando se puede abrir el corazón con confianza.

¿Por qué es necesario que una verdadera amistad pase por un proceso de madurez? Porque solo la madurez le permite ver su calidad para poder entender con claridad el valor que ella tiene en nuestra vida.

Jesús como modelo divino, conoció a los doce discípulos y les invitó a no solo ser pescadores de hombres cuando les dijo “ven” sino que también les invitó a ser sus amigos. ¡No es hermoso saber que usted y yo somos amigos de Dios! Como amigos de Dios, él no esconde nada de nosotros. Para comenzar, Él reveló su Palabra para que a través de ella conociéramos de su grande amor, sus características, y su persona para que así pudiéramos imitarle. Y por último, para que conociéramos sus propósitos para nuestra vida.

Proverbios 17:17 dice, “En todo tiempo ama el amigo y es como un hermano en tiempo de angustia”. ¿Qué aprendemos de este pasaje? Aprendemos que el verdadero amigo es amigo siempre.  Es amigo en la prueba, en la angustia, en la enfermedad, durante tiempos de crisis, en tiempo de desacuerdos y más. Esto en ninguna manera debilita la verdadera amistad, sino más bien la fortalece y la refina. Pablo dice que el oro, aunque perecedero se prueba con fuego. El oro verdadero cuando pasa por el fuego no se vuelve cobre o bronce sino todo lo contrario, el oro sale del fuego convertido en oro puro y refinado de mucho más  valor. Así es también con la verdadera amistad. Muchas veces tiene que ser probada, cuando pasa la prueba se convierte en madura y espiritual, y es cuando está lista para ser de bendición a los demás.

ORACIÓN: Gracias Señor por enseñarnos a ser amigos a través de tu amor y amistad. Ayúdanos a amar y a ser sinceros en nuestras relaciones con los demás. En el nombre de Jesús, amén.